Irse, no debe significar desprenderse de la memoria…

http://t0.gstatic.com/images?q=tbn:ANd9GcR990qLXFizU11dHTJ-JQcP4ZOd-9bSCc-bfip0zsgKT4y5CvSz2g

Con tus planes, con tus proyectos, en tus conversaciones largas donde siempre quedo embelesado, boquiabierto. He querido decirte muchas cosas, pero mis deseos se confunden con tus deseos, mis razones se entremezclan con tus argumentos.

Ayer viví un episodio que lo enmarcaré en mi memoria y va en relación a lo que aquí hablaremos: irse, olvidar, regresar, querer, amar, … partir.

Fue muy emotivo, una escena de amor, una confirmación de comunión, de esperanza, de mutua correspondencia de sentimientos. Unos amigos soltaron sus manos, separaron sus cuerpos un rato. Las circunstancias no están para romanticismos dijera algún bicho infecto de pragmatismo. Pero este loco que escribe, se dedica  a sustraer suspiros de los pixeles del paisaje.

Recordé cuando hace  algunos años me tocó hacer nudo la garganta, partir, irme. Todos tomamos esa decisión en algún momento, irnos. Irnos de alguna parte, desprendernos de algo, de alguien, de nosotros mismos; cuando despegamos del piso nuestros pies o cuando no sabemos quienes somos en ese instante.

Recordé que alguna vez escribí:

YO NO SE PORQUE SE VAN..

Yo no se porque se van,

Es frase llena de lagrimas!

Llena de emociones, cantan,

Lloran, pero se van las almas!

Los brazos se separan,

Los corazones se unen más,

Los ojos humedecen pero callan!

Es necesario irse? Volverás?

Los bolsillos vacíos, quedan,

Y también se van,..

 tu mirada Triste,

Porqué partirán?

Pero aquí queda atada

Mi alma, mi ser, mi vida!

Las oportunidades no encontradas,

La tierra fértil y amada,

Quedan aquí, guardadas.

Tenemos que irnos, cruz inmaculada,

Vela encendida, esperanza guardada;

México afligido, tierra concebida

Desgraciada! Frágil y también olvidada…

Así llegue hoy y me preparé un café, evocando las razones y argumentos de mi escrito hace 14 años, de mis planteamientos aquellos de mi partida, de mi raíz. Al ver irse gente que quiero, despedirse….

Al tomar un sorbo de café, leyendo el periódico, me encuentro una frase que responde parte de los cuestionamientos, parte de los anhelos; de los que deciden irse.

En un especial de José María Pérez Gay, da al clavo la palabra que andaba buscando:el compromiso de la memoria.

Cuando uno se va, uno puede prometer regresar, amar, llamar, escribir, recordar,…. pero todo ello recae en un compromiso de la memoria.

Y así me quedo, recordando la luna de anoche, recordando tus palabras, dibujándote… haciendo un altar a la memoria. Citemos igual a Walter Benjamín, “La verdadera clave de nuestra vida es la memoria”.

“El que recuerda”

Doropeaton

las parejas consolidadas dan lecciones verdaderas de amor… orgulloso aprendiz de la metamorfósis, del utópico ejercicio humano, posible 🙂

Anuncios

Acerca de tapanco

Un peatón que camina entre metáforas, código, sueños...convencido de que un paso, hace la diferencia al andar. Lo que nos resta de Patria, debemos defenderla! Para dejarle algo de sustancia de ella a nuestros hijos, algo de su esencia que nosotros disfrutamos un día a carcajadas...
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s